Histórico de artículos

24 de Septiembre 2008
La alianza política entre África y Europa, fundamenta para el futuro de ambos continentes


JACA.- El Curso de Defensa, que se celebra en Jaca, ha analizado hoy la implicación de la UE en Africa y la puesta en marcha de misiones experimentales como la reforma del sector de seguridad en Guinea-Bissau, liderada por un General español, informan en un comunicado. 

La máxima expresión de esa nueva relación es la estrategia Africa-Unión Europea, adoptada al máximo nivel en diciembre de 2007 por la Cumbre de Lisboa, que reunió a los Jefes de Estado y Gobierno de ambos continentes. Los principales objetivos estratégicos de esta cumbre para los próximos años, ha asegurado Mercedes García son los de reforzar la paz, la seguridad, la gobernabilidad democrática y el desarrollo. Asimismo, se plantea como otro objetivo fundamental el promover la participación de la sociedad civil en las instituciones. 

El desarrollo de la estrategia conjunta Africa-Unión Europea pasa, según la ponente, por la celebración de cumbres al máximo nivel de los responsables políticos de los dos continentes cada tres años; de reuniones bilaterales a nivel ministerial con una mayor frecuencia, y de encuentros sectoriales para tratar temas concretos, como la reunión celebrada recientemente en Rabat para hablar sobre migración. 

En una segunda parte de su conferencia, Mercedes García ha puesto de relieve la contribución de la Política Europea de Seguridad y Defensa (PESD) a la estabilización de diversas zonas en crisis o en conflicto en el continente africano. En la actualidad, cuatro misiones PESD desarrollan su actividad en Africa: Guinea-Bissau (EU SSR Guinea Bissau), Chad/República Centroafricana (EUFOR Chad/RCA) y dos en la República Democrática del Congo (EUPOL RD Congo y EUSEC RD Congo). “Junto con otras iniciativas como el apoyo de la UE al desarrollo de capacidades africanas para gestión de crisis, estas misiones son la prueba del compromiso europeo con la estabilidad en el continente africano”, ha concluido.

REFORMA DEL SECTOR DE LA SEGURIDAD 

Por otra parte, el General Juan Esteban Verástegui, jefe de la Misión de la Unión Europea en Guinea-Bissau, ha presentado en su ponencia otro concepto para la resolución de problemas de inestabilidad institucional en países frágiles, como es la reforma del sector de seguridad, una iniciativa con la que se pretende conseguir Estados “capaces de sobrevivir”. 

Este concepto, ha destacado el General Estaban Verástegui, “puede considerarse una prolongación de las clásicas Operaciones de Mantenimiento de la Paz, ya que busca consolidar los objetivos alcanzados por ellas en el sentido de establecer las condiciones necesarias para alcanzar una situación institucional que estabilice definitivamente el país”. 

Los tres pilares necesarios para el desarrollo de este concepto de reforma del sector de seguridad son el que haya un régimen político adecuado, deseo político y social de ponerlo en marcha y capacidad técnica para hacerlo. 

Tras realizar este repaso teórico, el general Esteban Verástegui se ha centrado en el problema concreto de la misión de la UE para la Reforma del Sector de Seguridad en Guinea-Bissau, de la que él mismo es el máximo responsable. Al referirse a este proyecto, ha precisado que “los que tienen que resolver los problemas de seguridad son los propios africanos, con nuestra ayuda, eso sí, pero sin querer exportar modelos occidentales”. Ha explicado que se trata de una “misión experimental”, la primera bajo el mando de un solo responsable, que se pretende desarrollar en tres ámbitos: el policial, el judicial y el de la defensa. Se trata de “un modelo que si triunfa en Guinea-Bissau puede ser perfectamente exportable a otros países”. 

El jefe de esta misión ha concluido su intervención en Jaca lanzando un mensaje de optimismo, a pesar de la situación embrionaria de este proyecto, ya que “el reto es muy ilusionante y con toda seguridad vamos a conseguir sacar adelante un proyecto en el que Europa se ha involucrado de una forma decidida”.

“ESTADOS DE IMPOSICIÓN” 

Por último, el periodista y abogado Javier Nart ha ofrecido en Jaca su visión sobre “Las sangrías del Africa occidental” partiendo de la base de que, a su juicio, “en Africa no existe la nación como la entendemos en Occidente; lo que hay son Estados, pero Estados de imposición que tienen la función de garantizar el poder, porque el poder es la economía”. 

Esta percepción del Estado como un ente extraño, que no produce servicios, del que “la gente huye como de la peste” ha sido uno de los grandes problemas que ha señalado, sin perder de vista otros datos sobre la evolución de Africa que, a su juicio, “no son nada alentadores”. Por ejemplo, Javier Nart ha apuntado que la renta per cápita en Africa “ha bajado de forma espectacular”, al mismo tiempo que la demografía se dispara, la producción de alimentos se muestra claramente deficiente y la presencia de enfermedades pandémicas como el sida o el paludismo “se convierten en una hipoteca para aquellas familias que se ven afectadas”. Todos estos factores son los que, a su juicio, han propiciado “una explosión de la propia situación del Estado”. 

Seguidamente, se ha referido a guerras como las de Liberia, Sierra Leona o Darfur, y a algunas de sus peculiaridades, como “el uso de auténticos ejércitos de niños, a los que se anula absolutamente la personalidad y se transforman en ordas asesinas, o la aparición de estructuras militares privadas, como en el caso de Sierra Leona”. 

Para hacer frente a este tipo de situaciones, Javier Nart ha afirmado que “no es posible reestablecer un mínimo de estabilidad sin el ejercicio necesario de la fuerza, y para ello es fundamental que nuestra sociedad entienda que el Ejército no es una ONG, sino una fuerza democrática que tiene que emplear sus medios”.



EUROPA PRESS

URL relacionado: http://www.diariodelaltoaragon.es/index.php?mod=noticias&mem=detalle&idnoticia=311221

Material Multimedia Relacionado