Las Migraciones en Aragón

22 de Abril 2012
La población inmigrante baja por segundo año en Aragón tras una década de crecimiento


Según los últimos datos del padrón correspondientes a 2011 publicados esta semana por el Instituto Nacional de Estadística, Aragón ha perdido población extranjera por segundo año consecutivo. En la Comunidad aragonesa están empadronados un total de 170.956 extranjeros, 2.000 menos que en el año 2010 (cuando había 173.086). No obstante, los inmigrantes siguen representando el 1 2,7% del total de población (1.346.884). Por provincias, en Zaragoza viven 125.640, en Huesca 27.703 y en Teruel 17.613. ZARAGOZA. La crisis golpea con más fuerza a los colectivos más vulnerables y con menos recursos económicos. Ante la escasez de oportunidades laborales, son muchos los inmigrantes que han decidido abandonar España y volver a su país o incluso probar suerte en otros destinos con más posibilidades. Las estadísticas avalan esta tendencia: a fecha 1 de enero de 2012, Aragón había perdido población extranjera por segundo año consecutivo, según los últimos datos del padrón publicados esta semana por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

Están empadronados en la Comunidad aragonesa un total de 170.956 extranjeros, 2.000 menos que en el año 2010 (cuando había 173.086). No obstante, siguen representando el 12,7% del total de población (1.346.884). Por provincias, en Zaragoza viven 125.640, en Huesca, 27.703 y 17.613 en Teruel. Mientras que por nacionalidades, según la misma fuente, los rumanos, con 67.843 personas empadronadas, los ecuatorianos, con 7.393, o los colombianos, con 6.059 son algunos de los colectivos más numerosos. Además, hay censados 4.751 chinos y 3.482 nicaragüenses.

Es el segundo año consecutivo que los datos de Aragón reflejan el éxodo de inmigrantes después de más de diez años recibiendo nuevos vecinos. En 2002 había 44.028 extranjeros empadronados; en 2003 se llegó a los 61.896 y en 2004, a los 77.545. Uno de los saltos más importantes se produjo de 2007 a 2008, cuando se censaron entre las tres provincias aragonesas más de 30.000 inmigrantes y se llegó a los 154.892.

Sin embargo, a partir de 2010, la tendencia creciente se ha invertido. De este año a 2011 se dieron de baja 1.893 extranjeros y a 1 de enero de 2012 hay 237 menos. Varias entidades sociales consultados reconocieron las dificultades a las que está haciendo frente la población inmigrante, sobre todo laborales. El paro está obligando a numerosas personas a volver a sus países, ya que allí cuentan con el respaldo de sus familias. Muchos deciden romper los lazos con España de un día para otro. Incluso abandonan las viviendas que ocupan, sin zanjar las cuentas que tienen pendientes.

«Todos conocemos a alguien que se ha ido. Mucha gente evita decirlo y lo deciden de un día para otro para evitar problemas», explica Sené, un senegalés que se afincó en Zaragoza en 2008. «Yo creía que esto era ‘El Dorado’ y me ha pillado la crisis. He trabajado de profesor de francés, y ahora estoy esperando que empiece la campaña de fruta. Quiero volver a mi país, pero con una claridad, con un proyecto de futuro. No quiero irme sin nada seguro», comenta Sené, que durante su estancia en Aragón ha viajado en alguna ocasión a Francia a casa de un hermano para trabajar durante un tiempo.

Respecto al resto de España

Aragón es una de las numerosas comunidades que ha experimentado la salida de población extranjera durante los últimos años. En el conjunto de España, hay censados 40.000 inmigrantes menos que en 2011. El caso más llamativo es la Comunidad de Madrid que ha perdido casi 60.000 extranjeros. Por el contrario, Andalucía (con 13.465 más) y País Vasco (con 5.906) han recibido a población de otras nacionalidades. En el conjunto de España, los rumanos también son los más numerosos, seguidos de los británicos y los alemanes. De los no comunitarios, destacan los ciudadanos marroquíes, los ecuatorianos y los colombianos.



Fuente: htpp://www.heraldo.es
URL relacionado: htpp://www.heraldo.es

Material Multimedia Relacionado