Histórico de artículos

08 de Diciembre 2008
El plan de retorno para inmigrantes echa a andar sin pena ni gloria


Los inmigrantes no han hecho precisamente cola para acogerse al plan de retorno voluntario impulsado por el ministro de Trabajo e Inmigración, Celestino Corbacho. Durante su primera semana en vigor, solamente once extranjeros se subieron a este carro en Aragón (cuatro en Zaragoza, otros cuatro en Huesca y tres en Teruel), y de la siguiente quincena no hay datos oficiales. Así las cosas, el Gobierno ha lanzado una nueva campaña informativa en la que además de permitir cobrar el dinero del paro acumulado en dos entregas, el 40% en España y el 60% en sus países de origen, ofrece ayudas extra para el viaje.

A simple vista, la cifra de solicitantes, aunque estos hayan crecido al mismo ritmo en las últimas dos semanas, parece mínima. Sobre todo si se compara con los cerca de 2.200 extranjeros desempleados que a finales del pasado agosto cumplían los requisitos para adherirse a esta iniciativa. A cambio, una condición: no volver a España en el plazo de tres años.

La nueva oferta del Ministerio pasa por pagar el billete internacional desde España, abonar los gastos de desplazamiento desde el domicilio actual hasta la ciudad de salida al país de procedencia y conceder una aportación de 50 euros por cada uno de los miembros de la unidad familiar. Asimismo, contempla la cobertura de gastos imprevistos debidamente justificados. De esta forma, el dinero que cobren del paso les quedará limpio. Se espera que de esta forma la cantidad de interesados empiece a aumentar.

Curso pionero


A pesar de todo, la idea de volver a sus lugares de nacimiento y montar un pequeño negocio está en la mente de buena parte de aquellos que un día tuvieron que dejar sus raíces.

Así, al menos, se deduce del éxito que ha tenido el curso de emprendedores en el retorno que comienza el próximo martes 9 de diciembre en Zaragoza, organizado por la ONG de cooperación internacional Huaquipura, en colaboración con las fundaciones San Ezequiel Moreno y San Valero, además de la Fundación Ecología y Desarrollo y las asociaciones Kaolack-Zaragoza y la ecuatoriana "El Cóndor".

"Esperamos trabajar con un grupo de 15 personas y tenemos 23 inscripciones, por lo que estamos realizando un proceso de selección en el que analizamos las motivaciones reales y sus expectativas de cara al futuro", explicó la coordinadora de la sede en Aragón de San Ezequiel Moreno, Cristina Rodríguez. Los aspirantes proceden de un buen puñado de lugares: Senegal, Ecuador, Gambia, Marruecos, Colombia, Chile, Mali y Bulgaria.

Durante el curso, que consta de 80 horas lectivas y se prolongará hasta finales de enero, se desarrollarán aspectos sobre motivación, contabilidad y administraciones básicas y la elaboración práctica y personalizada de los proyectos. Desde un punto de vista eminentemente práctico se asesorará también a los participantes a la hora de buscar financiación para sus empresas en sus países.

"No solo se trata de trabajar de cara a un retorno, nuestra idea es apoyar las mejores propuestas y conseguir que se lleven a la práctica, haciendo un seguimiento cuando se pongan en marcha", destaca el coordinador del curso, Enrique Fuertes.



Fuente: Heraldo de Aragón
URL relacionado: http://www.heraldo.es/index.php/mod.noticias/mem.detalle/idnoticia.32630

Material Multimedia Relacionado