Las Migraciones en Aragón

08 de Noviembre 2015
Once mujeres trabajan en la nueva sede del centro de inserción de Cáritas en Monzón



Cáritas Diocesana de Barbastro-Monzón inauguró ayer en la capital del Cinca Medio la nueva sede de su centro de inserción laboral ‘El Telar’, que desde ayer recibe el nombre de ‘Valentín Ledesma’, antiguo director de la oenegé cristiana y que puso en marcha este proyecto para dar acceso al mercado laboral a mujeres de clases más desfavorecidas.

Las nuevas instalaciones se encuentran en el kilómetro 140 de la N-240, en el local que durante décadas ocupó la firma de muebles Tifón, de la familia montisonense Llarás. Tras un acuerdo entre Cáritas Diocesana y la propiedad, se procedió a la compra de la nave de unos 1.000 m2 y dos pisos, el doble de la superficie de la anterior ubicación de El Telar en el polígono industrial Paúles, también en Monzón.

El coste de la adquisición ha sido de 275.000 euros que se ha sufragado gracias a las herencias que muchos fieles han aportado a Cáritas Diocesana. También se ha contado con el apoyo de Ibercaja y del Inaem, que destina ayudas para la contratación de personas con problemas para inserción laboral, como es el caso de mujeres de edad media, de etnias gitanas o inmigrantes. Este es el perfil de las once empleadas que trabajan en el centro ocupacional, desde ayer ‘Valentín Ledesma’, y que se encargan de triar la ropa que reciben de los más de cuarenta contenedores repartidos por varias poblaciones de la diócesis; limpiarla, plancharla y destinarla a las tiendas de ventas de ropa usada pero en buen estado que gestionan los voluntarios de Cáritas.

El año pasado, el centro ocupacional El Telar recibió 263.000 kilos de ropa, de la cual, una vez procesada se destinaron 86.165 prendas para las acogidas y los programas de inmigrantes de Cáritas, y 63.000 kilos se vendió en las tiendas. El resto de piezas textiles se comercializa como material para fabricar el relleno de los asientos de los vehículos.

En la inauguración se dieron cita el obispo emérito de la diócesis, Alfonso Milián, que fue el encargado de bendecir las instalaciones. Le acompañó su sucesor y actual prelado Ángel Pérez, el alcalde de Monzón, Álvaro Burrell, el nuevo director de Cáritas, José Luis Escutia, el presidente de Cáritas Aragón, Carlos Saura y responsables de la oenegé en otras poblaciones altoaragonesas. También asistió la viuda de Valentín Ledesma, Laura Lardiés, que emocionada agradeció el gesto, y numerosos voluntarios que colaboran en este "milagro", como lo definió monseñor Pérez.


Fuente: Heraldo de Aragón
URL relacionado: http://www.heraldo.es/noticias/heraldo_premium/aragon/huesca/2015/11/05/once_mujeres_trabajan_nueva_sede_del_centro_insercion_caritas_monzon_612449_2091036.html

Material Multimedia Relacionado