Las Migraciones en Aragón

14 de Enero 2016
Santisteve califica de



El alcalde de Zaragoza, Pedro Santisteve, ha calificado de "desencuentros puntuales" las diferencias entre los grupos municipales de Zaragoza en Común y del Partido Socialista en la negociación de los presupuestos de la ciudad para 2016. El edil conserva la esperanza de acercar posiciones, pese a que el portavoz de Economía socialista, Javier Trívez, afirmara durante el arranque de las comparecencias que el acuerdo es "escasamente posible". 

Santisteve ha hecho estas declaraciones a preguntas de la prensa en Madrid, donde este jueves ha participado en un encuentro organizado por la Red Estatal de Ciudades Educadoras. 

El alcalde espera que este escenario de negociaciones no suponga "ningún sentimiento de enfrentamiento" porque considera que "el PSOE es sensible a la situación social". Santisteve opina que recibirá la comprensión del grupo municipal socialista porque conocen las dificultades de hacer un presupuesto sobre el que pesan "los recortes de la política de austeridad de la Troika y el rescate a los bancos". 

El edil reclama la celebración de "un encuentro" porque "la ciudadanía necesita su presupuesto" y porque "las entidades sociales necesitan sus subvenciones para funcionar". Por todo esto, su "intención" es mantener las reuniones con los socialistas, "que se están dando ya hace tiempo", y "en especial" con el portavoz del PSOE en el Ayuntamiento, Carlos Pérez Anadón. 

Santisteve también ha sido preguntado por la elaboración de unos presupuestos a partir de unas ordenanzas fiscales ajenas al equipo de Gobierno, puesto que fueron aprobadas en diciembre de 2015 por la oposición con los votos del PP, el PSOE y Ciudadanos

Para el edil se trata de "una dificultad añadida en cuanto a una pérdida de ingresos", lo que a su juicio dificulta "la posibilidad de implementar programas de emergencia social". Sin embargo, Santisteve añade que "ese problema" también afecta al Consistorio "por la desatención del Estado central hacia las ciudades, algo que nos habría liberado de muchos compromisos". 

Ciudades Educadoras

El alcalde de la capital aragonesa ha subrayado este jueves su firme convicción de que el entorno urbano debe permitir "generar espacios de diálogo y participación", de cara a que los gobiernos locales actúen como "agentes potentes de educación". Es una de las experiencias que Pedro Santisteve ha compartido este jueves con el auditorio asistente al XII Encuentro de la Red Estatal de Ciudades Educadoras, organizado este jueves en Rivas-Vaciamadrid, en la periferia de la capital del país. 

El edil ha participado en la mesa de diálogo "Ciudades educadoras: 25 años de compromiso con la igualdad de oportunidades, la participación, la solidaridad y la democracia". Junto a él también se han sentado los alcaldes de San Sebastián, Avilés, Girona, Málaga, Vaciamadrid, Girona, Granollers, y la concejala del área de Educación de Valencia.

Santisteve ha compartido mesa con los alcaldes de otras ciudades españolas
                   Santisteve ha compartido mesa con los alcaldes de otras ciudades españolas

Santisteve ha explicado que el "potencial educativo enorme y amplio" del que disfruta Zaragoza se ejecuta en parte a través de "sus 17 escuelas infantiles a niños y niñas de cero a tres años y desde sus centros de convivencia de mayores a las personas con edades avanzadas, con una oferta cada vez más abundante de actividades y talleres dirigidos a configurar una auténtica ciudad escuela”.

Si bien el edil reconoce la educación formal como una competencia autonómica, asegura que él y su equipo se sienten "comprometidos con la oferta educativa y con la atención social". En su opinión, "hay multitud de vacíos relacionados con un amplio concepto de educación, más allá del currículum escolar", en referencia a "actividades pedagógicas vinculadas a la ciudad y a la dinamización de la actividad educativa".

Tras ser preguntado por cómo se debe conseguir la implicación del tejido asociativo en las políticas de ciudad educadora, Santisteve ha explicado que “las ciudades y sus habitantes deben entenderse en sí mismos como agentes educativos en la medida en que se relacionan los unos con los otros y en estas relaciones se transmiten valores y actitudes". 

A su juicio, eso pasa por "destinar recursos" para evitar "desigualdades en la participación ciudadana" mediante el refuerzo de la red de entidades, colectivos y asociaciones de vecinos, con la idea de que estas mismas entidades puedan participar de la gestión de los centros municipales. Fomentar la organización de mujeres y colectivos de inmigrantes y aprovechas las ventajas de las casas de juventud como canales de participación son otras de las vías que el alcalde ha destacado para cumplir estos objetivos.



Fuente: Aragón Digital
URL relacionado: http://www.aragondigital.es/noticia.asp?notid=140728

Material Multimedia Relacionado