Las Migraciones en Aragón

29 de Enero 2016
93.700 aragonesas y aragoneses siguen en paro



El gobierno español utiliza una falsa recuperación económica basada exclusivamente en el aumento de los beneficios de los empresarios, especialmente de aquellos que cotizan en el IBEX 35, obviando la cada vez peor y más precaria situación laboral de millones de personas asalariadas o autónomas.

Además, no duda en usar estos datos como arma electoral arrojadiza, ante unos resultados electorales, que combinados con los escándalos de corrupción continuos, le dejan prácticamente sin posibilidades de pactar para volver a alcanzar el gobierno.

Sin embargo, insisten reiteradamente en resaltar el número de contratos, sin evaluar la duración o el salario de los mismos, mientras se silencian las cifras de jóvenes que emigran desde el estado español, más de 500.000 entre 2014 y 2015, o los más de 2 millones de inmigrantes que ha regresado a su países de origen, debido a la pérdida de empleo o de poder adquisitivo.

Según las cifras facilitadas en el día de hoy, 28 de enero, por el Ministerio de Empleo y Seguridad Social, el paro registrado en las oficinas de los Servicios Públicos de Empleo (SPEE, el antiguo INEM) ha bajado durante el mes de diciembre en 55.790 personas y se sitúa en los 4,04 millones de desempleados, por lo que 2015 se salda con una caída total anual de 354.203 personas. Seguramente si el SPEE no estuviera animando a borrarse de las lista de demandantes de empleo miles a de personas, los datos de las estadísticas de paro no serían tan triunfalistas.

Cabe resaltar que a pesar de este leve descenso, se debe tener en cuenta que la caída del paro de diciembre de 2015 ha sido menor que la de años precedentes. En diciembre de 2014 el paro se redujo en 64.405 personas,  en 2013 bajó en 107.570 y en 2012 fueron 59.094 parados menos. Por otro lado,  el gasto en prestaciones por desempleo cayó un 13,3% en noviembre (último dato publicado) y la cobertura de prestación por desempleo cayó al 55,3%. Lo que supone un gran incremento de personas desempleadas que se quedan sin protección y de familias que van directamente a la pobreza.

La contratación en todo 2015 ha alcanzado la cifra de 18.576.280, lo que supone 1.849.191 contratos más (11,06%) que el año anterior, aunque las cifras siguen estando a gran distancia de las anteriores a la crisis económica. Sin embargo, la media de estos contratos es inferior a los dos meses de duración, los salarios cada vez más bajos, y las jornadas laborales son en ocasiones abusivas, y fuera del horario legal del contrato.

Otro aspecto destacable es la distribución del paro por sectores. Diciembre concluye con menos parados en servicios y agricultura y más en industria y construcción. Concretamente, disminuye entre los trabajadores del sector servicios, con 61.336 desempleados menos (-2,22%), y en agricultura y pesca en 2.133 personas (-1,09%), mientras que sube en Industria en 4.845 (1,25%) y en construcción en 15.470 (3,53%). Datos que reflejan como aumenta la contratación y baja el paro en sectores donde la precariedad laboral es constante, y baja la contratación en los sectores que históricamente ofrecían unos empleos más estables.

Desde la Confederación General del Trabajo (CGT) advierten que, mientras se crea este tipo de empleo temporal y mal remunerado, se producen miles de despidos como consecuencia de los ERE y cierres en empresas tan importantes como Tragsa, Indra, Altadis, Iberia, Aena, Vodafone, Renfe, Elcogas, Bosal, etc. Sin olvidar los 65.000 empleos destruidos en la última década en el sector financiero o los 50.000 que se han reducido en sectores tan vitales como la educación y la sanidad.

Más de lo mismo en Aragón

El número de ocupados en Aragón disminuye un 0,51% en el cuarto trimestre respecto al anterior y se sitúa en 548.300. El empleo ha crecido en 21.800 personas en los 12 últimos meses. La variación anual es del 4,14%. El número de parados en Aragón baja este trimestre un 3,41% y se sitúa en 93.700. En los 12 últimos meses el paro ha disminuido en 27.000 personas (-22,36%). La tasa de paro de Aragón se sitúa en el 14,60%, lo que supone más de 6 puntos porcentuales menos que la tasa de paro nacional.

En el último año ha descendido en Aragón 4,05 puntos porcentuales. Pero lejos de estos datos fríos, que solo sirven para que los economistas se dediquen a hacer reflexiones, debemos centrarnos en la cruda realidad de miles de aragoneses y aragonesas, pues Aragón continúa con una elevadísima tasa de desempleo y con un índice desproporcionado de contratos temporales.

Estos datos enmascaran en cierto modo la realidad, y esta es que muchas familias no pueden llegar a final de mes, que los trabajos ofertados son o en condiciones precarias o temporales y que muchos de los desempleados son parados de más de un año de duración, a lo que hay que añadir que muchos aragoneses y aragonesas han abandonado Aragón. Uno de los datos significativos que ofrece la EPA es que el número de hogares en Aragón se sitúa en 537.300, de los que 28.500 hogares tienen a todos sus miembros activos en paro.

Desde OSTA instan al nuevo ejecutivo aragonés a que trabaje por un Aragón más social, y establezca líneas prioritarias de actuación que sirvan, entre otras, para crear empleo de calidad, como deberían ser la reapertura de la línea del Canfranc, la inversión en Teruel del eje Cantábrico-Mediterráneo y e incrementar las inversiones en I+D+i.

“Pero, que este se pueda desarrollar necesitamos un Gobierno fuerte ante Madrid, que defienda a Aragón, que se haga valer y reclame una mayor inversión, así como que los nuevos diputados/as elegidos en las recientes elecciones estatales defienda los intereses de Aragón por encima de los intereses de su partido”, advierten desde OSTA.



Fuente: Arainfo
URL relacionado: http://arainfo.org/2016/01/93-700-aragonesas-y-aragoneses-siguen-en-paro/

Material Multimedia Relacionado