Las Migraciones en Aragón

09 de Diciembre 2016
"Mare Nostrum", un recorrido por el Mediterráneo de las guerras y los éxodos



El sol perfila la silueta de una niña que mira hacia el horizonte. Podría ser una imagen bucólica, si no fuera por la miseria que se intuye en ese contraluz. La chavala es una desplazada iraquí que huyó del Estado Islámico y se refugia en un campamento en el Kurdistán. La imagen la ha captado este mismo año el fotoperiodista Diego Ibarra, y forma parte de Mare Nostrum. Guerra y éxodo en el Mediterráneo, la exposición que hasta el próximo 12 de marzo puede visitarse en el museo Pablo Serrano de Zaragoza.

Mare Nostrum recoge el trabajo de la cooperativa MeMo (Memoria en Movimiento) integrada por los fotoperiodistas Manu Brabo, Fabio Bucciarelli, José Colón, Diego Ibarra Sánchez y Guillem Valle. La muestra, que ocupa la cuarta planta del museo, es un recorrido (literal, ya que está marcado con huellas en el suelo que simbolizan la huida de las familias) por el éxodo humano en el Mediterráneo. Desde Nigeria a Melilla, desde Alepo a Idomeini. Un total de 50 fotografías y dos cortos documentales conforman la ruta.

“Esta muestra refleja un problema estructural, no coyuntural; lo aquí plasmado son las consecuencias de la crisis del Mediterráneo”, explica Pilar Irala-Hortal, comisaria de la exposición. El relato visual se estructura en cuatro grandes bloques: Guerra, una de las principales razones de los éxodos; Frontera, límites políticos, como el que separa Marruecos de España, o geográficos, como el mar; Huida, familias huyendo del conflicto o el hambre; e Incertidumbre, la situación de los migrantes que nunca acaban de llegar a destino.

"Solo somos mensajeros"

Diego Ibarra, uno de los miembros de MeMo, señala que “es fundamental mostrar la realidad desgarradora de estas gentes que han puesto su vida en riesgo por la necesidad”. “Solo somos mensajeros que quieren despertar el pensamiento crítico, hacer que el espectador se pregunte por qué vienen, por qué están llamando a las puertas de Europa”, abunda. “Nadie sale de su casa por voluntad propia”, añade su compañero José Colón, que recuerda que “las migraciones no son situaciones de emergencia, son hechos instalados desde los orígenes del ser humano”.

Ibarra, durante la presentación a la prensa de la exposición, dijo: “Que hablen las imágenes”. Y allí están, a pocos pasos de distancia unas de otras, fotos como la de una mujer kurda que llora la muerte de su hijo fallecido en combate en Siria, la de unos jóvenes marroquíes de mirada desesperada en Melilla, o la de un grupo de inmigrantes rescatados del mar frente a las cosas de Libia.

Mare Nostrum puede visitarse, con entrada gratuita, de martes a sábado, de 10:00 a 14:00 y de 17:00 a 21:00, y domingos y festivos de 10:00 a 14:00. Quienes no puedan acercarse hasta Zaragoza, cuentan con el completo catálogo de la exposición en marenostrum-memo.com.



Fuente: El Diario
URL relacionado: http://www.eldiario.es/aragon/cultura/Mare-Nostrum-recorrido-Mediterraneo-guerras_0_587941360.html

Material Multimedia Relacionado