Las Migraciones en Aragón

17 de Junio 2017
«Lo mejor es lo que los alumnos han podido aprender»



–¿De dónde han sacado los 500 euros?

–Han salido de la solidaridad de todos los alumnos y sus padres, que ha gestionado la AMPA. Se hizo una colecta a través de la venta de bocadillos el día de San Valero, y luego la AMPA hizo otra aportación.

–O sea, que han logrado implicar al resto del IES Ítaca. ¿Cómo lo han conseguido?

–Una de las ideas era precisamente esa: que esto partiese de los alumnos, y ellos fuesen los máximos protagonistas, pero que se implicase a toda la comunidad educativa, incluyendo profesores y familias. Sin la AMPA, esto hubiera sido imposible. En un consejo escolar hablamos de la posibilidad de organizar algo que tuviera cierta trascendencia social, y relacionarlo con los alumnos que tuvieran más problemas en el instituto, y se me ocurrió la idea de organizar este concurso.

–¿Qué pretendía enseñar a sus alumnos?

–Esto ha sido lo mejor de todo, lo que los alumnos han podido aprender. La asignatura de Educación para la Ciudadanía la planteo en tres partes distintas. En la primera evaluación hablamos sobre la desigualdad norte-sur y dentro de las clases sociales, la segunda parte va sobre participación y democracia, y la tercera versa sobre la desigualdad de género. A la vez que íbamos tratando los contenidos curriculares, en el grupo de PMAR 2 (Programa de Mejora del Aprendizaje y el Rendimiento) hemos ido trabajando en el concurso.

–¿Cómo ha sido el proceso de trabajo?

–Lo primero que hicieron los alumnos fue redactar las bases. Ahí aprendieron a utilizar un lenguaje formal. Lo segundo fue contactar con los medios de comunicación y con las oenegés, y para ello redactaron los emails y las notas de prensa. Contactamos con muchas organizaciones, y se presentaron 8 al concurso. Para el elegir el proyecto ganador, los chicos tuvieron que conocer el funcionamiento de estas organizaciones, casi desde dentro, cómo trabajan y qué se puede hacer para paliar las situaciones en las que intervienen. Esta parte ha sido la que más les ha motivado.

–¿Y cómo fueron tomando conciencia los jóvenes sobre las desigualdades?

–La asignatura trata de luchar contra los prejuicios que existen en la sociedad. Todos decimos que no somos machistas ni racistas, pero todos tenemos también ciertas actitudes que lo son. La idea era que conocieran de dónde vienen los inmigrantes, esas personas a las que no siempre tratamos bien. Cuando tomaron conciencia de qué situación escapan y lo que muchos han tenido que pasar para llegar hasta aquí, la reacción fue de sorpresa. Muchos no creían que esas injusticias pudieran estar pasando. Creo que hemos conseguido derribar algunos prejuicios.

–Todo este proceso lo han podido desarrollar porque las clases de PMAR son más reducidas, ¿no es así?

–Son un grupo en el que todos han repetido curso alguna vez, es decir, que tienen algunos problemas de aprendizaje, pero cuya actitud ante el trabajo y su comportamiento son muy buenos. El grupo de PMAR 2 está cursando 3º de ESO. Son 15 alumnos, y para trabajar el concurso de las oenegés como lo hemos hecho, tenían que ser un grupo reducido. Para mí ha sido muy satisfactorio poder impartir la asignatura de una manera distinta. Normalmente, se van dando contenidos y consiguiendo notas sin una idea final, pero el hecho de tener un proyecto al que llegar, a los chavales les ha motivado bastante. Y el hecho de salir en prensa, también.

–Para elegir el proyecto ganador... ¿Qué se valoró y quién lo decidió?

–Nos llegaron los 8 proyectos, los estudiamos y tuvimos que eliminar dos para que cada grupo de la clase, dividida en tres, evaluase más en profundidad dos. Cada grupo preparó una presentación de sus proyectos para que los demás los pudiésemos conocer mejor. Establecimos unos baremos de puntuación basándonos en la necesidad del proyecto, la viabilidad, el destino del dinero y si estaba relacionado con lo que vemos en clase. Con esa puntuación quedaron tres finalistas, hicimos un debate en clase y votaron. También lo hicieron otros cinco profesores, la trabajadora social del centro, el presidente de la AMPA y la responsable del PIEE.

–¿Cuál fue el proyecto ganador?

–Fue la oenegé Guinear (Guinea-Aragón) por su proyecto Retira un limpiabotas de las calles de Conakry. Esta organización opera sobre el terreno en Guinea. Al parecer, un trabajo bastante habitual que realizan los adolescentes de Conakry sin formación es el de limpiabotas. Necesitan limpiar unas 40 para poder comprar una barra de pan. La oenegé nos planteó que con 500 euros tienen suficiente dinero para comprar materiales para que cinco personas pasen de ese empleo tan precario a trabajar en el pequeño comercio ambulante, lo que les puede reportar beneficios para pasar luego a otro trabajo mejor. Este proyecto ya lo han hecho varias veces con fondos propios, y ya han logrado sacar a más personas de esa situación tan precaria, dándoles una vida más digna.



Fuente: El Periódico de Aragón
URL relacionado: http://www.elperiodicodearagon.com/noticias/espacio3/lo-mejor-es-alumnos-han-podido-aprender_1207917.html

Material Multimedia Relacionado