Las Migraciones en Aragón

28 de Enero 2018
El Gobierno prepara cambios en las adopciones nacionales ante el desplome de las internacionales



Reducir al máximo el número de niños que viven en centros de acogida y favorecer su integración en un ambiente familiar es una de las prioridades de los gobiernos español y aragonés en materia de menores. La ministra de Sanidad, Dolors Monserrat, avanzó esta semana en el Congreso los cambios normativos que prepara el Gobierno en adopciones y acogimientos. Una de las grandes novedades será mejorar la coordinación entre las comunidades para que menores de una región puedan ser adoptados o acogidos en otra. También se quieren unificar los procedimientos y requisitos de las adopciones internacionales.

La adopción de menores procedentes de otras comunidades autónomas ya se hacía puntualmente, según explican desde el servicio de Menores del Gobierno de Aragón, pero estas medidas permitirán su generalización y se agilizará el proceso. El Ministerio quiere crear un mecanismo interterritorial con una de base de datos de menores y familias dispuestas a acoger o adoptar. Será una fórmula similar a la Organización Nacional de Transplantes.

La adopción nacional se ha estabilizado en los últimos años como una solución para los menores en situación de desamparo, mientras que la internacional sigue viviendo un declive imparable. En Aragón, las adopciones internacionales prácticamente han desaparecido. El año pasado se realizaron en Aragón 31 adopciones nacionales y solo 5 internacionales (dos de India, uno de Filipinas, uno de la Federación Rusa y uno de China). En 2016 hubo 14 adopciones internacionales y 40 nacionales, y en 2015 fueron 28 del extranjero y 32 de menores españoles.

El número de adopciones internacionales lleva años en descenso, sobre todo por los cambios en los requisitos de los países de origen. Países que antes daban muchos niños en adopción al extranjero, como China o Rusia, ponen ahora muchas limitaciones. Por otro lado, las adopciones nacionales están estabilizadas, en torno a una treintena de niños en los últimos años. Hace una década llegaban a Aragón unos 200 niños en adopción al año procedentes de otros países.

Por qué hay tan pocas adopciones internacionales

"Es necesario y es bueno para los niños que haya una coordinación entre las comunidades. Cuanto menos tiempo pasen los menores en centros, mejor. Tanto en las adopciones naciones como en las internacionales tiene que haber una unidad de criterios y trámites entre las autonomías", subraya Olga Lázaro, vicepresidenta de la Asociacion de Familias Adoptivas de Aragón (AFADA).

"Los países que dan niños en adopción ponen cada vez más trabas a las familias que quieren adoptar. Se han cerrado muchas puertas. Muchas personas pasan años esperando sin tener la garantía de poder llegar a adoptar. Depende de las características de la familia y de sus expectativas. En la mayoría de los casos son niños con algún problema físico y supone un gran reto para las familias adoptivas. La burocracia, la espera y la incertidumbre hacen que muchas familias desistan y opten por la adopción nacional", explica Olga Lázaro.

El factor económico también puede influir en este descenso de adopciones internacionales. Las nacionales no tienen ningún coste para las familias, pero plantean otros retos. "En las adopciones nacionales a veces la relación con la familia biológica puede ser complicada. En estos casos es bueno que los menores puedan cambiar de comunidad autónoma", afirma Olga Lázaro, psicóloga y responsable de la formación y grupos de apoyo a las familias en la asociación. "Muchos de nuestros hijos son ahora adolescentes. Es una etapa que plantea muchos retos, tanto a los hijos adoptados como a los biológicos. Cada caso y cada persona son diferentes", añade Olga.



Fuente: Heraldo de Aragón
URL relacionado: https://www.heraldo.es/noticias/aragon/2018/01/26/las-adopciones-internacionales-practicamente-desaparecen-aragon-1221159-300.html

Material Multimedia Relacionado