Las Migraciones en Aragón

10 de Noviembre 2020
La Audiencia de Teruel condena a un año de cárcel a un hombre por cooperar con el tráfico ilegal de kurdos en camiones



Ojalán Abobakar, un iraquí de 30 años, será condenado por la Audiencia Provincial de Teruel a un año de prisión por colaborar con la trama que, a cambio de dinero, facilitaba el paso de inmigrantes irregulares del Kurdistán iraquí hacia el Reino Unido escondiéndolos en camiones frigoríficos que circulaban por la A-23. En el juicio celebrado este martes por estos sucesos, el acusado reconoció los hechos y se conformó con la pena propuesta por el Ministerio Fiscal. El tribunal dictará la sentencia, ya pactada, en los próximos días.

Abobakar ha sido declarado responsable de un delito continuado contra los derechos de los ciudadanos extranjeros por su participación en la trama de inmigración clandestina. La banda, en la que colaboraban siete personas, fue desarticulada a principios de 2018, pero Ojalán logró escapar y no fue detenido hasta el pasado mes de agosto, tras la orden cursada por un juzgado turolense. En el juicio, declaró por vía telemática desde la prisión de Teruel, en la que se encuentra.

La red criminal con la que cooperaba el acusado cobraba entre 3.000 y 10.000 euros a los inmigrantes que querían ser trasladados a distintos países de Europa huyendo del conflictivo Kurdistán iraquí. Las duras condiciones en que realizaban el viaje ponían en juego su vida, pues a veces tenían que permanecer entre 30 y 40 horas en remolques frigoríficos a una temperatura no superior a cuatro grados. Entre febrero y marzo de 2017, fueron rescatados un total de 15 inmigrantes –algunos, menores de edad– del interior de diversos vehículos, entre ellos camiones frigoríficos.

Ojalán Abobakar no era el cabecilla de la trama, pues este cometido era desempeñado por Rafiq Mahmood, pero colaboraba con este. A petición del líder de la banda, realizaba labores de recogida, traslado, alojamiento y acompañamiento de inmigrantes durante su viaje. Diversas conversaciones telefónicas entre los miembros de la organización intervenidas por la Policía apuntan a que el investigado pudo haber ganado un millón de euros con la actividad de tráfico ilegal de inmigrantes kurdos. La mayor parte de ellos se desplazaría por su propia cuenta y sus propios medios hasta Turquía, lugar en el que se pondrían en manos de la banda para su traslado a países de Europa. Los traficantes los conducían hasta las cercanías de los puntos fronterizos o lugares de partida de los transportes hacia Reino Unido.

Los casos con mayor repercusión en la provincia de Teruel fueron dos. El 15 de febrero de 2017 fueron localizados en el remolque de un camión estacionado en Ferreruela de Huerva 6 inmigrantes que portaban equipaje y que pidieron auxilio desde el interior por el frío que soportaban. Días más tarde, otros 8 inmigrantes fueron hallados en otro trailer en Villafranca del Campo.



Fuente: Heraldo de Aragón
URL relacionado: https://www.heraldo.es/noticias/aragon/teruel/2020/11/11/un-ano-de-carcel-por-cooperar-con-el-trafico-ilegal-de-kurdos-en-camiones-1404612.html

Material Multimedia Relacionado